Funda Nórdica: un poco de historia, ventajas e inconvenientes.

Publicado el : 22/09/2016 19:32:04
Categorías : Decoración , Textil Hogar

La funda nórdica es una pieza cerrada en forma de sobre  fabricada con el mismo tejido que las sábanas en la que se introduce un relleno nórdico de pluma o de fibra sintética. Normalmente se confeccionan a juego la bajera y la almohada, así en la cama solamente tendremos una prenda que abriga y a la vez sirve como sábana. El origen de este sistema de edredón nórdico se sitúa en el siglo XVIII en países del norte de Europa como Noruega, Suecia o Dinamarca. Son zonas de clima muy frío, por eso sus habitantes se abrigaban para dormir con un saco de tela de algodón que rellenaban con pluma de pato y después lo cerraban sellando la tela con una especie de cera. Con el relleno de plumas combatían el frío y la humedad.

A mediados del siglo XX se fue introduciendo en otros países como Gran Bretaña, sustituyendo a las mantas de lana, al contrario que estas, el edredón no pesaba pero calentaba mucho más que varias mantas.

En España el uso de relleno y funda nórdica es relativamente reciente, y no está muy generalizado; nos cuesta prescindir de la sábana encimera, la manta o el edredón clásico y pasar a utilizar una sola pieza para dormir. Pero desde luego cada vez es más frecuente su uso en los hogares modernos ya que facilita mucho el estilo de vida actual.

Funda nórdica

Vamos a intentar encontrar sus ventajas y también sus inconvenientes.

Una de sus ventajas tiene que ver con el confort, tanto por la suavidad de su tejido como por la ligereza del relleno. A diferencia de las mantas, el edredón nórdico no pesa y se adapta muy bien a nuestro cuerpo, proporcionando calor sin agobiar.

Otra ventaja, es la comodidad y rapidez a la hora de hacer la cama, solamente tenemos que extender la funda, colocar la almohada y listo!, te olvidas de ir poniendo las sábanas, mantas, y la colcha o el edredón.

La funda nórdica además permite cambiar la decoración de nuestro dormitorio solamente cambiando la funda. Se fabrican en multitud de diseños y colores, lisos o estampados y con diferentes estilos, desde los más clásicos a los más modernos que se consiguen con la estampación digital. Casi todas las fundas son reversibles por lo que en una misma funda puedes tener también dos opciones de diseño para tu cama.

Pero también vamos a hablar de sus inconvenientes, uno de ellos es que cuando que quitan para lavarlas, es bastante incómodo volver a introducir el relleno sobre todo en las camas grandes. Como ya hemos dicho la funda queda en contacto directo con el cuerpo por lo que hay que cambiarlas con la misma frecuencia que cambias tus sábanas para lavarlas.

Hay muchas personas que prefieren el edredón clásico porque la cama queda perfectamente hecha,  sin embargo con la funda la estética de la cama es más informal, menos clásica.

Y si te interesa conocer más sobre los tipos de relleno nórdico puedes consultar este artículo de nuestro blog.

Compartir